ISSN: 0443-511
e-ISSN: 2448-5667
Usuario/a
Idioma
Herramientas del artículo
Envíe este artículo por correo electrónico (Inicie sesión)
Enviar un correo electrónico al autor/a (Inicie sesión)
Tamaño de fuente

Notificaciones

Open Journal Systems

¿Por qué fue nombrado “Dr. Antonio Fraga Mouret” el Hospital de Especialidades del Centro Médico La Raza?

Cómo citar este artículo: Carranza-Ortiz I, Espinosa-Larrañaga F. ¿Por qué fue nombrado “Dr. Antonio Fraga Mouret” el Hospital de Especialidades del Centro Médico La Raza? Rev Med Inst Mex Seguro Soc. 2015;53 Supl 1:S109-11.

PubMed: http://www.ncbi.nlm.nih.gov/pubmed/26020657


HOMENAJE


Recibido: 26/10/2014

Aceptado: 06/03/2015

¿Por qué fue nombrado “Dr. Antonio Fraga Mouret” el Hospital de Especialidades del Centro Médico La Raza?

Why Hospital de Especialidades del Centro Medico La Raza was called Dr. Antonio Fraga Mouret?

Ignacio Carranza-Ortiz,a Francisco Espinosa-Larrañagab

aJefe de Educación de los Servicios de Salud del Departamento del Distrito Federal

bEditor de Revista Médica del Instituto Mexicano del Seguro Social


Comunicación con: Francisco Espinosa-Larrañaga

Teléfono: 5627 6900 extensión: 20945

Correo electrónico: francisco.espinosal@imss.gob.mx; kraussg@prodigy.net.mx


El 4 de agosto de 1994 por acuerdo del H. Consejo Técnico del IMSS se asignó el nombre de “Dr. Antonio Fraga Mouret” a la Unidad de Alta Especialidad, Hospital de Especialidades del Centro Médico Nacional la Raza como un reconocimiento a la destacada trayectoria institucional de uno de sus médicos. Así como por sus aportaciones al conocimiento en el campo de la reumatología. El Dr. Fraga incidió de manera sobresaliente en la educación médica con la formación de especialistas requeridos por la institución para atender uno de los problemas de salud con mayor incidencia y gran afectación a la calidad de vida y actividad productiva de los derechohabientes que padecen una enfermedad reumatológica.

El concepto de seguridad y medicina social se desarrolló y acompañó los años inquietos de la juventud del Dr. Fraga, con los cuales se identificó, los hizo propios y desarrolló en su práctica médica especializada institucional.

El Dr. Antonio Fraga Mouret nació en la ciudad de México en el año de 1935, perteneció a la generación de 1952-1958 que egresó de la Facultad de Medicina de la Universidad Nacional Autónoma de México en la recién construida Ciudad Universitaria. Durante el periodo entre 1959 y 1960 se desempeñó como interno rotario en el Hospital Michael Reese en la ciudad de Chicago, en Estados Unidos de Norteamérica. En la Universidad de Minnesota realizó su formación en Medicina Interna (1960-1962) y de Reumatología en la Universidad de Michigan (1962-1963).

El regreso del Dr. Fraga a nuestro país coincidió con la puesta en funcionamiento de las instalaciones del Centro Médico Nacional del Instituto Mexicano del Seguro Social, entre las que se encontraba el Hospital General, al cual se incorporó como médico reumatólogo de base. El 15 de marzo de 1963, el entonces Presidente de México, el Lic. Adolfo López Mateos en su discurso durante la ceremonia inaugural señaló que el Centro Médico Nacional era una de las grandes obras sociales cuya importancia no solo correspondía al gobierno, sino al esfuerzo continuo, constante y sin tregua de México por la justicia social.

Bastaron dos años al Dr. Fraga para destacar en investigación y docencia, y junto con el Dr. Gregorio Mintz fundaron el servicio de Reumatología del Hospital General del Centro Médico Nacional, y en 1964 funda el servicio de Medicina Interna, siendo nombrado profesor titular del curso de posgrado. Para el año de 1965 fue nombrado jefe de Enseñanza e Investigación, cargo que desempeñó hasta el año de 1973, desde donde impulsó y colaboró intensamente en la elaboración de los primeros programas académicos para los cursos universitarios de especialización; asimismo, participó activamente en la formación de médicos a nivel de pregrado y posgrado. Durante ese periodo, guio la formación de internistas pero sobretodo, junto con su amigo el Dr. Mintz, la de especialistas en reumatología.

En plena madurez profesional, en el año de 1974, y con el objetivo de seguir cumpliendo con el ideal de la medicina social, la docencia y la investigación, el Dr. Antonio Fraga llega al servicio de Reumatología en el Hospital General del Centro Médico la Raza, el cual dirigió como jefe del servicio, al que le dio forma para convertirlo, sin duda, en uno de los mejores servicios de Reumatología del país, iniciando en ese mismo año la formación de reumatólogos como profesor titular hasta el año de 1978.

En 1979 como resultado de un concurso de oposición se convierte en el primer Director del Hospital de Especialidades del Centro Médico La Raza. Durante los 14 años que condujo su administración se dedicó con todo su entusiasmo, profesionalismo y sabiduría a hacer de dicho hospital un ejemplo de atención médica de calidad con calidez, así como el centro de referencia académica y de investigación de excelencia, basado en principios humanísticos, científicos e institucionales.

A finales de 1993, el Dr. Antonio Fraga Mouret decidió jubilarse del Instituto, el cual, como un agradecido y merecido reconocimiento a su vida institucional y a las aportaciones realizadas a la medicina social, promovió designar con su nombre “Dr. Antonio Fraga Mouret” al Hospital de Especialidades del Centro Médico La Raza del Instituto Mexicano del Seguro Social (IMSS).

Posterior a su jubilación formal en el IMSS, era imposible pensar en un Dr. Antonio Fraga retirado y pasivo, por ello y a partir del año de 1995, fiel a su compromiso con la sociedad, aceptó dirigir el Servicio de Reumatología del Hospital de Especialidades del Centro Médico Nacional S. XXI, con lo cual retomó sus dos pasiones: la educación médica y la investigación.

El Dr. Fraga fue titular del curso de posgrado en reumatología hasta el año de 2006, cuando se integra a la Secretaria de Salud del Distrito Federal, como Director de Educación e Investigación.

Hacer una semblanza del Dr. Antonio Fraga Mouret, es hablar de un médico mexicano que a lo largo de toda su vida profesional ha cumplido cabalmente con lo que la profesión médica encierra en su más amplio significado, es decir la asistencia al enfermo, la docencia, investigación y la administración de los servicios de salud, lo que lo ha convertido en un ejemplo a seguir por varias generaciones de médicos. Entre sus logros académicos más importantes en su vida se destacan sin duda los siguientes:


  • Presidente de la Sociedad Mexicana de Reumatología, hoy Colegio Mexicano de Reumatología de 1965 a 1967
  • Presidente del Consejo Mexicano de Reumatología en 1979
  • Presidente del Décimo Congreso Panamericano de Reumatología en 1990
  • Miembro de la Real Academia de Medicina de Cataluña 1988
  • Gobernador para México del Colegio Americano de Medicina de 1988 a 1992
  • Presidente de la Academia Nacional de Medicina en 1991
  • Maestro de la Reumatología Mexicana en 1997
  • Master of Rheumatology del American College of Rheumatology en el año 2000
  • Master of Rheumatology de la Panamerican League against Rheumatism en 2006
  • Premio al Humanismo “Dr. Ignacio Chavez” en 2014

Cuando el Dr. Fraga decidió ser médico, tenía claro que la docencia sería parte de su vocación. Cuando dirigió el Hospital de Especialidades del Centro Médico la Raza aseguró no concebir a ningún médico que trabajara en un hospital y que no tuviera docencia e investigación, pues ambas son complementarias.

Durante su trayectoria ha formado aproximadamente a 150 reumatólogos y ha contribuido de manera muy especial al desarrollo de la reumatología moderna en nuestro país. En el campo de la investigación, ha aportado al conocimiento de las enfermedades reumáticas de forma significativa, cuenta con aproximadamente 270 publicaciones científicas, tanto en revistas nacionales como internacionales, así como capítulos en libros desde 1960.

Desde 2007 hasta la actualidad, el Dr. Fraga se desempeña como Director de Enseñanza e Investigación de la Secretaría de Salud del Distrito Federal, y continúa siendo el coordinador académico de reumatología en la UNAM y vocal del Comité Normativo Nacional de Consejos de Especialidades Médicas.

Según sus propias palabras expresó: “Estoy ahora en este puesto, primero porque es mi vocación y segundo porque es muy importante que no solo en la Reumatología sino en todas las especialidades que se pueda tener orden, se pueda estimular a los muchachos para que puedan hacer investigación, que publiquen, que no sean entes pasivos en los congresos sino personas dinámicas. Todo esto es parte de lo que hago actualmente. ¿Cuánto tiempo lo voy a hacer?, no lo sé, pero lo realizaré hasta cuando pueda.” En otra ocasión, el Dr. Fraga comentó: “La docencia para mí ha sido una de las áreas más satisfactorias de mi carrera, creo que si hay algo satisfactorio en la vida es poder estar en contacto con las nuevas generaciones, el aprender de ellas, el enterarse de cómo va evolucionando el mundo, en vez de estar encerrado en un castillo haciendo nada más medicina.”

Estas palabras encierran sin duda su personalidad y vocación de servicio, así como su compromiso con la sociedad y las nuevas generaciones.

Es importante destacar su aspecto humanístico ya que, como médico y profesor, siempre ha buscado el bien de los pacientes, llevando a cabo su labor con entrega desinteresada, siendo leal a sus principios e inquebrantable en sus convicciones, actuando siempre con los más grandes valores humanos, lo que le ha permitido que el ejercicio profesional en el campo de la medicina se enriquezca con aspectos sumamente valiosos como la calidad y la calidez, agregando su concepto de la amistad, lo que ha dejado una huella indeleble en muchos de sus alumnos, colegas y pacientes.

Todo lo anterior lo hizo merecedor de múltiples reconocimientos, siendo el más reciente el Premio “Dr. Ignacio Chávez” 2014, que otorga el Consejo de Salubridad General con el propósito de reconocer en vida, y públicamente, al médico mexicano que haya sobresalido por sus cualidades personales, profesionales y humanísticas.

Consideramos muy importante que las nuevas generaciones conozcan la personalidad y trayectoria de nuestros maestros y de aquellos médicos mexicanos, así como la razón de por qué el Hospital de Especialidades del Centro Médico La Raza fuera nombrado “Dr. Antonio Fraga Mouret”.


Declaración de conflicto de interés: los autores han completado y enviado la forma traducida al español de la declaración de conflictos potenciales de interés del Comité Internacional de Editores de Revistas Médicas, y no fue reportado alguno que tuviera relación con este artículo.

Enlaces refback

  • No hay ningún enlace refback.